TwitterFacebookFlickrYoutube
A+ A A-

Reforma a la educación superior: la división crece

  • Última actualización en Miércoles, 23 Octubre 2013 19:46
  • Visitas: 2823
Valoración del Usuario:  / 0
MaloBueno 
Share Button

La ministra de Educación, María Fernanda Campo, respondió las inquietudes de los estudiantes y los rectores sobre la reforma a la Ley de Educación Superior.

Algunos dicen que la Comisión Sexta de la Cámara de Representantes tiene el 'corazón dividido' ante el debate por elproyecto de reforma a la Ley de Educación Superior, cuyos ponentes se conocerán la próxima semana.
 
Los congresistas escuchan las razones del Gobierno y de los estudiantes, y se preparan para debatir el tema. Pero, ¿cómo terminará este capítulo de posiciones radicales?
 
Este miércoles se realizó la segunda audiencia sobre el proyecto. Participaron todos los actores del Gobierno, con la excepción del ministro de Hacienda, Juan Carlos Echeverry, y el sector académico (rectores, representantes estudiantiles, profesores y unos 200 estudiantes). 
 
Mientras avanzaba la discusión en el Legislativo, el presidente Juan Manuel Santos reiteró la decisión del Gobierno durante la entrega del ‘Premio Compartir al Maestro 2011’. El mandatariorechazó las protestas violentas y llamó a los estudiantes a hacer sus propuestas desde las aulas de clase. 
 
"¡No pierdan un semestre de sus vidas! ¡No se atrasen ni hagan que otros se atrasen en sus metas académicas y profesionales!", insistió el jefe de Estado al aclarar que las movilizaciones ponen en riesgo el semestre de casi 550.000 estudiantes de las universidades públicas. 
 
Luego, el presidente insistió en que no se retirará la iniciativa. "No vamos a retirar el proyecto porque sería darle un duro golpe a la educación superior del país". 
 
Recordó que cada día de paro cuesta 10.700 millones de pesos. "¡Tantos efectos negativos por insistir en un procedimiento de discusión o de protesta equivocado!".
 
Minutos después, el mandatario subrayó que la deliberación debe lograrse en el Congreso. "Allá deben darse las discusiones y no en la calle, a punta de paros y a veces, tristemente, de violencia".
 
Por su parte, la ministra de Educación, María Fernanda Campo, respondió ante el Congreso los cuestionamientos a la reforma. "Estoy aquí para continuar escuchándolos (a los estudiantes). Las posiciones que han planteado son de gran importancia para el Ministerio de Educación y quiero resaltar que los estudiantes están en su derecho legítimo de protestar", dijo la jefe de la cartera de Educación. Al mismo tiempo, pidió levantar el paro y regresar a las actividades académicas. 
 
Campo reiteró que el proyecto "concibe a la educación superior como un derecho y un bien público". Y agregó que a pesar de las movilizaciones, no se retirará la iniciativa. "Teniendo en cuenta que el proyecto trae solo beneficios para el país, la decisión del Gobierno nacional es no retirar el proyecto del Congreso". 
 
Los cuestionamientos 
 
En la audiencia, que comenzó a las 10 de la mañana y terminó a las 6 de la tarde, la ministra Campo recordó que el proyecto plantea el aumento de los recursos públicos dirigidos a las instituciones de educación superior públicas, cuya inversión total estará avaluada en 35,3 billones de pesos. Campo precisó que las adiciones a estos recursos dependerán del crecimiento del PIB y los aportes de las entidades territoriales. 
 
La jefe de la cartera se refirió además a los recursos que serán entregados a la educación  superior a través de la Ley de Regalías, que representan 1 billón de pesos anuales destinados a proyectos de ciencia, tecnología e innovación. 
 
Según Wilson Arias, representante de la Cámara por el Polo Democrático, algunas conclusiones de la ministra Campo sobre el esquema de financiamiento fueron desvirtuadas en la audiencia. 
 
"El Congreso ya aprobó el Presupuesto Nacional para 2012. Si el proyecto se retira, no se van a perder los tres puntos del IPC, como lo asegura la ministra Campo, porque ya están incorporados", dijo el congresista. Añadió que "los recursos que llegarán a partir de las regalías no serán para la infraestructura de las universidades públicas". 
 
Luego, Arias explicó que, según los cálculos realizados durante la audiencia pública, "en la reforma se invertirá por estudiante 1'750.000 pesos y no 4'000.000 como lo dice la ministra". 
 
Finalmente, Arias subrayó que ante el aumento de la cobertura, que promete 600 mil estudiantes nuevos, "300 mil son del Sena, 95 mil para las universidades públicas y el resto son cupos de las universidades privadas". En ese sentido, aclaró que "nos tocó recordarle a la ministra que el Sena no hace parte de la educación superior". 
 
"Los estudiantes han leído la reforma de principio a fin. La ministra insiste en la oposición gubernamental, pero la mesa de la Unidad Nacional no puede ser indiferente", concluyó el representante del Polo Democrático. 
 
Otras voces 
 
Sergio Muñoz, coordinador de la comisión técnica del Sistema Universitario Estatal (SUE). 
 
Durante la audiencia pública, el también vicerrector administrativo de la Universidad Industrial de Santander (UIS) expuso una propuesta frente al déficit financiero que afrontan las universidades públicas. 
 
El representante se refirió al impacto del régimen salarial, los aportes de entidades territoriales, distritales o municipales, la atención del pasivo pensional sin afectar los recursos de funcionamiento, el trato diferencial a las universidades frente al pago de impuestos y de servicios públicos y el apoyo en la implementación de las Tecnologías de Información y Comunicación (TIC). 
 
Moisés Wasserman, rector de la Universidad Nacional. 

"Construir un nuevo proyecto de Ley, y construirlo colectivamente, es un proceso muy largo y difícil. No sería más que el principio del camino. En este momento, creo que lo más conveniente es sacar el mejor proyecto posible del Congreso porque cualquier proyecto es mejor que la Ley 30".

Tomado de: http://www.semana.com/nacion/reforma-educacion-superior-division-crece/166428-3.aspx